ÚLTIMA HORA :flechaderecha

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×
;
movistar

| 8/31/2020 12:00:00 PM

El nuevo pacto digital que propone Movistar Colombia

Colombia necesita una política de productividad digital para cerrar brechas sociales y ayudar a impulsar y reactivar la economía. Fabián Hernández, presidente CEO de Movistar Colombia, explica en qué consiste esta revolución.

El nuevo pacto digital que propone Movistar Colombia Fabián Hernández, presidente CEO Movistar Colombia. Foto: Cortesía Telefónica

La conectividad es hoy en día una herramienta indispensable para realizar prácticamente todas las actividades cotidianas: trabajar, estudiar, abastecerse, informarse, entretenerse e, incluso, socializar. La nueva realidad generada por la pandemia aceleró en Colombia la Cuarta Revolución Industrial. Sin embargo, el impacto de esta emergencia en indicadores como la economía, el empleo y la desigualdad social desvió la atención de este esfuerzo por saltar al mundo digital.

Por eso, Movistar propone la creación de un Nuevo Pacto Digital que reúna a las administraciones públicas, el sector privado, la academia y las comunidades para marcar la hoja de ruta que permita impulsar al país hacia la digitalización. Acelerar esta transformación contribuirá a cerrar las brechas de inequidad acentuadas por la pandemia y reactivar la economía. Fabián Hernández, Presidente CEO de Movistar Colombia, explica en detalle la propuesta.

El país ya venía en el camino de la revolución digital, ¿qué cambió con la pandemia?

FABIÁN HERNÁNDEZ: La llegada de la covid-19 supuso un punto de inflexión que genera muchos retos. Tanto las economías avanzadas como las emergentes van a vivir una contracción de sus economías de entre un 11 y un 15 por ciento, y América Latina será una de las regiones más afectadas por la recesión. Al mismo tiempo, las nuevas realidades del aislamiento impulsaron la digitalización. El sector de las telecomunicaciones ha sido un aliado de la sociedad en estos momentos. Prueba de ello es que el tráfico módem aumentó en un 45 por ciento, el fijo en un 35 por ciento, y el tráfico de internet un 70 por ciento. Esta aceleración de la revolución digital nos da la oportunidad de avanzar en el camino hacia la Cuarta Revolución Industrial para salir fortalecidos de la crisis.

¿La tecnología cumplirá entonces un papel importante en la reactivación económica del país?

F.H.: Colombia necesita transitar hacia una política de productividad digital con más conectividad, uso de tecnología y una regulación flexible del sector. También es necesario impulsar la digitalización en empresas y administraciones públicas, y sobre todo en los sectores estratégicos para construir una economía sostenible. Lograrlo depende de que podamos articular planes a largo plazo que incluyan tecnologías avanzadas como el Big Data, el Internet de las Cosas y la Inteligencia Artificial. Ese es el llamado que queremos hacer con el Nuevo Pacto Digital. La transformación digital tiene el potencial de generar beneficios a todos los sectores. Por ejemplo, si aumentamos en un 10 por ciento la penetración de banda ancha fija o móvil, el impacto agregado genera crecimiento del 1,2 por ciento en el PIB.

¿Para dar el salto hacia esa productividad digital no es indispensable cerrar las brechas de conectividad? Hoy solo el 52 por ciento de los hogares tiene acceso a internet…

F.H.: Es fundamental para crear una sociedad digital inclusiva. La Ministra de las TIC puso como objetivo conectar al 70 por ciento de los hogares y en Movistar estamos comprometidos en acompañar al Gobierno en este proceso. Pero para ello son necesarios cambios en las políticas públicas del sector. Deben ser innovadoras y permitir el despliegue rápido de infraestructura tanto fija como móvil, y hay que repensar cómo asignar el espectro electromagnético y hacer que en este se priorice el bienestar social sobre la recaudación fiscal. Adicionalmente, falta promover tecnologías que permitan una mayor compartición de red y que se puedan construir redes de manera conjunta con el Estado. En Colombia, el sector de telecomunicaciones no tiene asociaciones público-privadas para impulsar la conectividad. Es esencial desarrollar conjuntamente un marco jurídico estable para estas alianzas, lo cual supondría beneficios enormes de inclusión en la era digital a zonas rurales y de difícil acceso.

Garantizar una justa competencia es otra de las tareas pendientes...

F.H.: Para ello se requiere de la modernización de los marcos regulatorios y fiscales que aseguren una competencia justa en el sector de telecomunicaciones. Es un sinsentido que estemos pagando el impuesto al telégrafo -que data de 1913- y que el internet tenga un impuesto al consumo del 4 por ciento. Así mismo, el gobierno debe corregir la falla en el mercado que se representa en la dominancia de Claro. Un estudio de la Universidad de Los Andes ya ha determinado el impacto perjudicial que tiene la concentración del mercado móvil en la competitividad del país. Corregir las fallas redundaría inmediatamente en un aumento de la conectividad en los hogares colombianos, así como en beneficios para los usuarios.

Una vez se avance en estos temas, ¿cómo promover la inclusión laboral en las economías digitales?

F.H.: Una parte importante del Nuevo Pacto Digital consiste en crear alianzas público-privadas para invertir en las habilidades digitales de las personas, especialmente de los adultos. También es necesario modernizar la educación para dotar de contenidos y habilidades digitales a estudiantes y docentes. Con esto la reconstrucción del tejido del empleo va a ser mucho más rápida, porque toda nuestra fuerza laboral tendrá las aptitudes adecuadas para poder incorporarse en los empleos que se necesitan, mantener el que ya se tiene o desarrollar un emprendimiento en ese nuevo entorno digital. Al mejorar el empleo se impulsa la tecnificación de las industrias e incrementa la competitividad. Y esto, al final del día, se traduce en un mayor crecimiento. Lo que necesitamos es acelerar el proceso de digitalización de la productividad como la mejor ruta para alcanzar un gran impacto en la sociedad.

¿Qué se necesita para lograrlo?

F.H.: Es clave adaptar los esquemas de protección social y marcos laborales a la nueva realidad digital. Estas estrategias permitirán reducir las brechas de desigualdad y propiciar una economía más sostenible. Y es que toda esta tecnología sólo tiene razón de ser si mejora la calidad de vida de las personas, con iniciativas de Movistar como conectar a los jubilados de Colpensiones, o el uso de la tecnología móvil para entregar los beneficios del Departamento Nacional de Planeación. Estas estrategias permitirán reducir las brechas de desigualdad y propiciar una economía más sostenible.

La revolución digital genera preocupación por el manejo de los datos personales y la privacidad. ¿Cómo recuperar la confianza?

F.H.: La sociedad tiene que trabajar en una declaración de derechos digitales para proteger la dignidad de las personas mediante el uso ético y responsable de la tecnología. Además de mejorar la ciberseguridad de todas las organizaciones, tenemos que definir quién de los distintos intermediarios responde por el uso ético de todos los datos. Por otro lado, hay que idear certificaciones y un proceso de transparencia para los sistemas de inteligencia artificialde alto riesgo. La academia y el sector privado juegan un papel en todo esto. El Nuevo Pacto Digital se basa en la cooperación de todos los actores de la sociedad. Cada uno ya venía con una agenda para la revolución digital, ahora hay que ponerla en común, de acuerdo con la nueva realidad del país. Tenemos los elementos sobre la mesa para cerrar las brechas sociales e impulsar el crecimiento de Colombia me diante la digitalización. Hay que aprovechar esta oportunidad.

TEMAS RELACIONADOSflecha opinion

EDICIÓN 2001

PORTADA

A vencer el miedo: el gran desafío para la reactivación económica

A seis meses de la pandemia, el país abre su economía para superar los devastadores efectos sociales que ha dejado el virus. ¿Cuánto tiempo tomará recuperar 10 años perdidos?

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed.2001

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.
paywall